Skip to content

Rey Mysterio: “Llevo la lucha libre en el corazón”

septiembre 29, 2008

reymysterio“Ya llegó el Rey Mysterio, el vato cabrón de San Diego”. Suenan los primeros compases del tema de entrada de Rey Mysterio y las casi doce mil personas que se desplazaron a la plaza de toros de Las Ventas el 25 de octubre para disfrutar del wrestling gritan de emoción y euforia. El pequeño luchador nacido en San Diego es la estrella indiscutible (con permiso de la leyenda Shawn Michaels y del nuevo ídolo CM Punk) de la parada madrileña de la gira que la federación de wrestling WWE ha llevado a cabo en varias ciudades españolas a finales de septiembre.

Ausente Batista y lesionado John Cena, Mysterio disfruta de su papel de ídolo casi local. “Kane -su rival esta noche- no entiende español, así que dadle un saludo” grita. Dos segundos después, miles de gargantas abuchean al gigantesco monstruo rojo.

Niños y jóvenes (el público mayoritario esta noche) contemplan embobados las acrobacias aéreas que realiza Mysterio sobre el ring y se levantan entusiasmados a aplaudir cuando ejecuta el movimiento con el que suele finalizar los combates, el 619. Muchos de ellos llevan máscaras que emulan a las de su ídolo.

Mysterio tiene más de 150 máscaras en su colección particular. Las luce con orgullo; le sirven para recordar de dónde viene:  “Es un homenaje a mi tío (el primer Rey Mysterio), pero también a la lucha libre mexicana en general. Siempre quise convertirme en uno de los luchadores a los que vi combatir desde niño. La máscara para un luchador mexicano es casi un símbolo. La mayoría van enmascarados”, nos comenta unas horas antes del evento.

Y es que, a diferencia de muchos de sus compañeros de profesión, Rey no decidió convertirse en wrestler a raíz de un combate específico que le marcara en su infancia. Lo lleva directamente en los genes. “Me influyó ver a mi tío luchando durante años en la ciudad de Tijuana. Quería seguir los pasos de mi familia. Mi padre jugaba al fútbol y en un principio quise ser como él, pero no es un deporte que me encante. La lucha siempre estuvo en mi corazón y, hasta la fecha, lo sigue estando”, asegura orgulloso.

¡Viva la raza!

Todavía le cuesta creer que, a sus 34 años, se ha convertido en una de las figuras más reconocidas y queridas del wrestling, “para así poder llevar la lucha libre a todas las partes del mundo”. El exhaustivo calendario de la WWE, que incluye programas semanales, giras mundiales, actos benéficos y eventos de pago cada mes, le ha deparado en los últimos años más de una peligrosa lesión, pero no son los golpes lo que más le duele. “Lo peor es dejar atrás a mi esposa e hijos y no poder verlos tanto como yo quisiera. No puedo estar presente en sus cumpleaños ni cuando les entregan un diploma en el colegio. Hay momentos que ya no voy a poder recuperar”, se lamenta.

Puede que Rey Mysterio se haya convertido en un astro, pero sigue teniendo los pies en el suelo y se muestra amable y cercano en las distancias cortas, a pesar de que el escaso tiempo concedido por la organización para su encuentro con los medios apenas permite profundizar en la conversación. Tan sólo levanta su ronco y monocorde tono de voz cuando algún periodista le pregunta por el lugar de nacimiento de la lucha libre. Entonces, sus pupilas se ensanchan por debajo de la máscara negra y plateada que ha elegido para la ocasión (que cambiará por la noche por una azul y blanca) para responder: “¿Dónde va a nacer? En México, claro!”. Sí, orgullo de raza.

Publicado en ADN.es

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: